AMOR A LA BRISA

Autor: Servando Santos Elizondo

 

Muy lejos, en los mundos intangibles

donde viven los seres de Ficticio,

conocí a ondina de ojos apacibles,

andar sereno y horlada de artificio.

 

Recibí su buen amor con embeleso,

que, arrebatado en una suave melodía

raudo hacia ella fui para darle un beso

y ¡oh!  sorpresa mia que al llegar el día

 

se fugó entre la tenue y suave brisa

y el beso que surgió de lo profundo

la vió alejarse de él con tanta prisa

 

que no quiso seguir en este mundo

y fue con ella en pos de su sonrisa

viviendo para siempre en un segundo

4 de octubre de 2007

Servando Santos Elizondo